Método de la Temperatura Basal

Método de la Temperatura Basal

La temperatura basal es aquella que tenemos nada más despertarnos, sin movernos de la cama, por lo que es necesario tener a mano el termómetro basal (es un termómetro digital específico capaz de detectar hasta el más mínimo de los cambios de la temperatura).

Durante el ciclo menstrual de la mujer, la temperatura basal permanece baja hasta que se produce la ovulación. Una vez se ha producido, la progesterona eleva  la temperatura basal entre dos y cinco décimas, permaneciendo elevada hasta la menstruación.

¿Cómo tomar correctamente la temperatura basal?

Tan sólo deberemos alargar el brazo para ponernos el termómetro basal evitando movernos (ya que el movimiento podría alterar la temperatura) y anotar cualquier suceso que pudiera alterarla, como la toma de algún medicamento durante la noche o el haber trasnochado.

Hay que ser riguroso en la toma de la temperatura, pues una pequeña variación puede hacer perder precisión a la gráfica que estemos elaborando.

Anota también los síntomas que muestra tu cuerpo durante el ciclo, como: molestias en el pecho, sensación de gases en los ovarios, hinchazón en la tripa, dolor de cabeza, etc.

Consejos:

  • Hay que tomarse la temperatura cada mañana recién despertada.
  • Hay que anotar la temperatura basal todos los días del ciclo, comenzando por el primer día de menstruación.
  • Prepara el termómetro la noche anterior y colócalo a mano muy cerca de ti.
  • Antes de poner en práctica el método de la temperatura basal, debes tomar los datos durante al menos seis meses, hasta que estés segura de cómo funciona tu ciclo menstrual.
  • Si estás enferma y tienes fiebre, esa toma de datos está alterada, anota ese hecho.
  • Usa siempre el mismo termómetro para evitar posibles contaminaciones de lecturas. Y adquiere uno digital de muy buena calidad.
  • Toma la temperatura siempre en la misma parte del cuerpo, por ejemplo, colocando la punta del termómetro debajo de la lengua y con los labios cerrados (mínimo 5 minutos), o en el recto, insertando la punta del termómetro mientras se está recostada de lado con las rodillas dobladas (mínimo 2 minutos), o en la vagina, permaneciendo siempre en la misma posición (mínimo 5 minutos). La medición en la axila puede ser inexacta, por lo que se desaconseja.
  • Durante la medición mantente quieta, sin hablar y relajada.

¿Cuáles son los días fértiles?

La temperatura corporal pasa por dos fases: al inicio del ciclo menstrual está más baja, lo que provoca la ovulación; después se eleva, lo que da paso al periodo infértil de la mujer. Unos tres días después de la ovulación aumenta el nivel de progesterona, provocando que la temperatura se eleve uno o dos días después de la ovulación. Cuando el aumento térmico (de unos 0,2 a 0,5 grados centígrados) se registra tres días seguidos, se considera que ha finalizado la fase fértil de la mujer en ese ciclo.

La temperatura permanece más alta durante un mínimo de diez días, tras los cuales vuelve a descender, dando lugar a la menstruación.

Midiendo la temperatura corporal solo es posible saber si ha habido ovulación. Para saber tener un mejor conocimiento de cuándo se inicia el periodo fértil hay que analizar el moco cervical mediante el método del moco cervical (sigue el enlace para saber cómo realizarlo).

El periodo más fértil de la mujer tiene lugar antes y poco después de la ovulación. Se cuentan 5 días porque es el tiempo que pueden sobrevivir los espermatozoides en tus trompas de Falopio, a la espera de que se libere el óvulo. Y 2 días después, porque es el tiempo en el que el óvulo permanece en estado receptivo.

En un ciclo regular de 28 días, la ovulación suele ocurrir en el día 14, así que los días fértiles suelen ser entre los días 9 y 16, mientras que en un ciclo de 35 días, la ovulación suele ocurrir el día 21.

Si hemos completado la anotación correctamente durante varios meses podremos establecer un “patrón” regular.

En el método de la temperatura basal, la fase de precaución para evitar un embarazo debe ser complementada con la práctica de la abstinencia periódica o el uso de otras prácticas sexuales (sexo oral, sexo anal, etc.) en las que no exista penetración vaginal y una posible expulsión de espermatozoides, y la “marcha atrás” no es una opción, ya que pueden expulsarse pequeñas cantidades de espermatozoides antes de una eyaculación, o, simplemente, no retirarse a tiempo.

Como método de anticoncepción natural, el método de la temperatura basal tiene las siguientes ventajas e inconvenientes.

Ventajas

  • No tiene efectos secundarios.
  • Para las parejas religiosas, es un método natural suele ser el único sistema anticonceptivo aceptado por su religión.

Inconvenientes

  • Índice de fracaso alto si no se sigue con la mayor precisión posible.
  • Deben ser utilizados por mujeres con ciclos menstruales regulares.
  • No previenen contra las enfermedades de transmisión sexual (ETS).
  • Las condiciones medioambientales pueden provocar cambios en el ciclo menstrual.
  • No deben emplearse en mujeres próximas a la menopausia.
  • Debe ser empleado en parejas que puedan asumir el riesgo de un embarazo no planeado.
Método de Billings o Método del Moco Cervical

Método del Moco Cervical o Método de Billings

El método del moco cervical o método de Billings se basa en la secreción producida en el cuello del útero que cambia de características por la acción de las distintas hormonas (estrógeno y progesterona) que se producen a lo largo del ciclo menstrual.

¿Cómo se realiza el método del moco cervical?

Durante el ciclo menstrual experimentamos “días secos” y otros días “húmedos”. Ésto se debe a los distintos cambios que sufre el moco cervical durante el ciclo, permitiéndonos conocer cuál es el período fértil y su período infértil, ya que durante el período fértil esta secreción es parecida a la clara del huevo crudo.

Al principio del ciclo, tras la menstruación, tenemos una sensación habitualmente de sequedad. Posteriormente, con el paso de los días, va apareciendo moco, normalmente algo denso y quizás pegajoso.

De una manera muy sencilla y simplemente tomando una muestra con nuestras manos limpias, ponemos los dedos en la entrada de la vagina, colocar el moco entre los dedos pulgar e índice, separando y estirando el moco entre ellos.

A medida que nos acercarnos a la ovulación, el moco cervical se va haciendo cada vez más fluido y abundante, hasta llegar a observar un moco con aspecto de clara de huevo, es decir, capaz de formar hebras entre nuestros dedos, un modo elástico y de aspecto vidrioso y que indica el mejor momento de fertilidad.

Desde el día en que aparece el moco hasta el 4ª día después del ápice, la mujer no deberá tener relaciones sexuales vaginales, porque ese es su período fértil.

En el método del moco cervical, la fase de precaución para evitar un embarazo debe ser complementada con la práctica de la abstinencia periódica o el uso de otras prácticas sexuales (sexo oral, sexo anal, etc.) en las que no exista penetración vaginal y una posible expulsión de espermatozoides, y la “marcha atrás” no es una opción, ya que pueden expulsarse pequeñas cantidades de espermatozoides antes de una eyaculación, o, simplemente, no retirarse a tiempo.

Como método de anticoncepción natural, el método de la temperatura basal tiene las siguientes ventajas e inconvenientes.

Ventajas

  • No tiene efectos secundarios.
  • Para las parejas religiosas, es un método natural suele ser el único sistema anticonceptivo aceptado por su religión.

Inconvenientes

  • Índice de fracaso alto si no se sigue con la mayor precisión posible.
  • Deben ser utilizados por mujeres con ciclos menstruales regulares.
  • No previenen contra las enfermedades de transmisión sexual (ETS).
  • Las condiciones medioambientales pueden provocar cambios en el ciclo menstrual.
  • No deben emplearse en mujeres próximas a la menopausia.

 

Ligadura de Trompas o salpingoclasia

Ligadura de Trompas

La ligadura de trompas o salpingoclasia es una cirugía que consiste en cerrar los conductos que comunican los ovarios con el útero de una mujer.

Como consecuencia de una ligadura de trompas de Falopio la mujer ya no podrá quedar embarazada.

¿En qué consiste la ligadura de trompas?

La principal función de las trompas de Falopio es la de trasladar el óvulo desde los ovarios hacia el útero.

Todos los meses, se libera un óvulo. El óvulo pasa por una de las trompas de Falopio y se dirige al útero. La esterilización bloquea las dos trompas, cerrando el paso e impidiendo que el óvulo se encuentre con el esperma.

Las trompas se pueden bloquear de distintas formas. Una manera es ligando y cortando las trompas; esto se denomina ligadura de trompas. También se pueden sellar mediante un instrumento especial, cerrar con pinzas, abrazaderas o anillos, o retirando una porción pequeña de las trompas.

Los dos métodos más comunes para la operación son la minilaparotomía, que se practica con anestesia local y sedación suave, y la laparoscopia, que requiere de anestesia general.

A veces, cuando por un motivo médico o de planificación uno de los partos se produce por cesárea, se aprovecha para practicar en este momento la ligadura de trompas, ya que así la mujer no debe de sufrir otra intervención.

Ventajas de la ligadura de trompas

Las ventajas más relevantes son:

  • Eficacia total (100%) si está bien realizada.
  • Es de por vida.
  • Libera a la mujer de hacer uso de métodos anticonceptivos.
  • La cirugía no provoca molestias a largo plazo ni influye en la libido o en las relaciones sexuales de la mujer.
  • No altera la producción de hormonas.

Desventajas de la ligadura de trompas

Las principales desventajas son:

  • Resulta muy difícil y costoso revertir la operación.
  • Es una intervención más complicada que la operación de vasectomía en el hombre, una opción más recomendable (por no conllevar a penas riesgos y pos su simplicidad) en caso de tener pareja estable.
  • No debe realizarse en mujeres que tengan enfermedades pélvicas inflamatorias, o que padezcan alguna infección (como la clamidia).
  • En mujeres con un alto índice de obesidad (calcula tu Índice de Masa Corporal) no se recomienda, ya que puede ser difícil para el cirujano encontrar las trompas de Falopio.
  • Es necesario realizar algunos cuidados postoperatorios.
  • La intervención puede causar dolores y molestias temporales, siendo preciso que la mujer descanse y se abstenga de realizar actividades físicas intensas durante algunas semanas.

Riesgos de la ligadura de trompas

Al ser una intervención quirúrgica conlleva algunos riesgos:

  • Tras la intervención se puede sentir mareo, tener sensación de gases o tener el abdomen hinchado, etc.
  • Pueden producirse infecciones o hemorragias.
  • Se pueden producir trastornos en el ciclo menstrual.
  • Aumento del riesgo de embarazo tubárico (ectópico).
  • Lesión a órganos o tejidos adyacentes causada por instrumentos quirúrgicos.
Método Píldora Anticonceptiva

Píldora Anticonceptiva

La píldora anticonceptiva (conocida como “la píldora”) es un comprimido de consumo por vía oral diario con un compuesto hormonal  que controlan el funcionamiento de los ovarios y el útero para prevenir embarazos.

Generalmente, la píldora anticonceptiva son una combinación de dos hormonas artificiales: estrógeno y progestágeno que se producen de manera natural en los ovarios, aunque algunas pueden contener progestágeno únicamente.

Ambas hormonas impiden la ovulación (que el ovario libere un óvulo) durante el ciclo menstrual, y los progestágenos, también hacen que la mucosidad alrededor del cuello uterino se vuelva espesa y pegajosa, impidiendo así que los espermatozoides accedan al útero.

Las hormonas también disminuyen el grosor del revestimiento del útero, lo que previene el embarazo evitando que un óvulo fertilizado se adhiera al útero y se desarrolle.

La píldora anticonceptivo es un método hormonal, por lo que debe hacerse uso bajo la revisión del ginecólogo. Tu médico te hará un seguimiento y te indicará los pasos necesarios para hacer uso de éste tipo de medicación, ya que como cualquier fármaco, tienen contraindicaciones.

La píldora anticonceptiva tiene una eficacia prácticamente del 100% si se usa correctamente y si la mujer se acuerda de tomarlas sin pasar por alto ni un solo día, manteniendo así correctamente los niveles de hormonas en el cuerpo.

¿Cómo se usa la píldora anticonceptiva?

La píldora anticonceptiva viene en presentaciones para 21 días o para 28 días, tomándose una píldora todos los días procurando que sea a la misma hora por 21 días. Las presentaciones de 28 días presentan 7 píldoras de efecto placebo que sirve para que la mujer  continúe con la rutina y evite olvidar el comienzo de la toma del siguiente grupo de píldoras.

Otro tipo de píldora anticonceptiva conocida como “minipíldora” contiene únicamente bajas dosis de progesterona en vez de una combinación de estrógeno y progesterona. Funciona mediante la alteración de la mucosidad del revestimiento y el cuello del útero y, en algunos casos, también afecta la ovulación. La minipíldora puede ser menos eficaz que las píldoras combinadas.

Debemos tener en cuenta que los métodos por hormonas no brindan protección contra las enfermedades de transmisión sexual (ETS), por lo que deberías complementarlo con el uso de preservativos (masculino o femenino) si no tienes una pareja estable.

¿Qué puede interferir con la píldora anticonceptiva?

La eficacia anticonceptiva puede verse afectada por:

  • retraso en el inicio del próximo paquete de píldoras activas.
  • Malabsorción intestinal por vómito o diarrea.
  • Interacción con otros medicamentos como los antibióticos, ciertos antifúngicos, etc.

Si sufres alguna patología que pueda interferir con la píldora anticonceptiva (como la toma de algún medicamento que pueda interferir con ella), deberás complementarlo con métodos de barrera mientras dure la incidencia.

¿Y si olvido una toma de la píldora anticonceptiva?

Lo mejor es tomarla apenas recuerdes y leer el prospecto de las pastillas para más información. Y si te queda alguna duda, añade además un método de barrera durante los siguientes 7 días.

¿Cuáles son los efectos secundarios de la píldora anticonceptiva?

Los efectos secundarios suelen desaparecer tras un par de meses de empezar con las tomas. Pueden ser los siguientes:

  • Sangrado entre periodos menstruales.
  • Sensibilidad en las mamas.
  • Náuseas y vómitos, que pueden disminuir si tomas la píldora por la noche o al acostarte.
  • Coágulos (poco común).
  • Cambios de humor.