Punto G

El Punto G

El punto G fue llamado así en honor del ginecólogo alemán Gräfenber, quien descubrió una zona vaginal extraordinariamente sensible.

El punto G es una superficie eréctil situada en el interior de la vagina, a unos 3 o 5 centímetros de la entrada, en la cara anterior (la más próxima al ombligo).

Encima de la zona G están unas glándulas uretrales (o de Skene), a las que se les  denominan como la próstata femenina, que al excitarnos, aumentan de tamaño, y si continuamos con la estimulación, en muchas mujeres se produce la llamada “eyaculación femenina”.

Antes de proceder a su localización, es recomendable ir al baño y vaciar la vejiga, ya que muchas mujeres pueden sentir necesidad de orinar al estimular la zona.

Recuerda que la vagina es una zona muy sensible de tu anatomía, por lo que es muy importante tener muy limpios tanto los dedos como las uñas, además de tener éstas últimas bien limadas.

Buscando el punto G

Es importante no obsesionarte en encontrarlo, plantéate su búsqueda como un juego más, existen multitud de zonas erógenas por todo nuestro cuerpo con las que obtendremos mucho placer, esta es otra más.

Para su localización necesitarás una excitación previa para provocar que la zona sobresalga como si fuera un tejido rugoso, del tamaño de una moneda mediana.

Si vas a intentar buscarlo sola, es preferible que hagas uso de algún juguete sexual que te ayude con la estimulación. Si la búsqueda será en pareja, tiéndete boca arriba con las piernas separadas.

Debemos introducir uno o dos dedos (bien lubricados), en las mujeres se recomiendan los dedos índice y corazón, mientras que para los hombres mejo usar el corazón y el anular para que los dedos índice y meñique descansen sobre los labios, en la vulva, y los arquearemos hacia arriba y haciendo un gesto “como si estuvieras llamando a alguien”.

Es recomendable si lo estamos haciendo en pareja que la mujer indique el ritmo, presión y sensaciones, facilitará la localización y estimulación de la zona.

El Punto G
El Punto G

Una vez localizada la zona G, podemos hacer tanto movimientos de hacia arriba, hacia abajo y circulares. La zona se inflamará y aparecerá una protuberancia (punto G), que podremos estimular mejor y presionar.

Juguetes sexuales para estimular el clítoris y el punto G

Existen multitud de juguetes sexuales que nos ayudarán a disfrutar de nuestra plenitud sexual, y cómo no podía ser de otra forma, existen juguetes específicos para la estimulación tanto del clítoris como del punto G simultáneamente.

Juguete para el PuntoG y el Clitoris
Juguete para el Punto G y el Clítoris

Este tipo de juguetes es una forma sencilla para explorar vuestra zona G. Acordaros siempre de mantenerlo bien limpio, usarlo con una buena lubricación, y si vais a compartirlo, podéis hacer uso de un preservativo para mantener la higiene.

Deja un comentario