Levantamiento de Senos

Levantamiento de senos

El levantamiento de senos o mastopexia es un procedimiento quirúrgico para elevar y mejorar la forma de las mamas caídas (ptosis mamaria) mediante relleno de grasa transferida o prótesis de implante. En esta cirugía también se reduce el tamaño de la areola en los casos en los que es muy grande.

Esta cirugía puede combinarse junto al aumento de pecho en una misma intervención, aunque a veces, es necesario realizarla por separado.

El objetivo principal de este procedimiento quirúrgico es meramente estético. El motivo para someternos a un levantamiento de senos puede deberse al  embarazo, la lactancia, la pérdida excesiva de peso y el envejecimiento, que puede provocar la caída y flacidez de los senos.

Deberemos posponer para realizarnos un levantamiento de senos si:

  • Planeas adelgazar mucho peso.
  • Estás embarazada o todavía estás amamantando a un bebé.
  • Si planeas tener más hijos.

La intervención

Si deseas realizarte algún tipo de intervención quirúrgica, es muy importante que lo realices siempre en un Centro Médico de renombre, nunca vayas a un edificio de oficinas o similar, nunca dirías aquello de: “voy a operarme del cerebro en el doctor del 3º Bloque A”, ¿verdad? Pues en cualquier tipo de intervención de lipoescultura tampoco.

La cirugía de mamas se realiza en un quirófano bajo anestesia general, dentro de una clínica u hospital. Suele ser preciso el ingreso, dándose el alta al día siguiente.

El cirujano hará de 1 a 3 incisiones quirúrgicas en las mamas. Se extirpará la piel adicional y se puede reubicar el pezón y la areola.

Después de la cirugía

Tras el levantamiento de senos nos colocarán un vendaje alrededor de las mamas y el tórax, o en su defecto, deberemos de hacer uso de un sostén o brasier quirúrgico. Después deberemos usar un sostén de soporte suave por el tiempo que nos indique el cirujano (probablemente durante varias semanas).

Es posible que nos se dejen tubos de drenaje pegados a las mamas que nos serán retirados al cabo de unos tres días.

La mayoría de las molestias se controlan bien, aunque el dolor debe disminuir en algunas semanas.

Riesgos de la cirugía

Los riesgos de la cirugía de levantamiento de senos son:

  • Incapacidad para amamantar a un bebé después de la cirugía.
  • Cicatrices grandes que tardan mucho tiempo en sanar.
  • Pérdida de la sensibilidad alrededor de los pezones.
  • Una mama que es más grande que la otra (asimetría de las mamas).
  • Posición desigual de los pezones.

Deja un comentario