Método Ogino-Knaus

Método Ogino-Knaus

El método Ogino-Knaus, también conocido como el método del ritmo o el método del calendario, fue desarrollado por el ginecólogo japonés Kyusaku Ogino, y perfeccionado por el médico austríaco Hermann Knaus.

Consiste en contar los días del ciclo menstrual y elegir los días apropiados ya sea para buscar los días de más fertilidad para lograr quedar embarazada, o todo lo contrario, los de menos probabilidades para evitar el embarazo.

Actualmente es más efectivo el método sintotérmico, ya que se basa en síntomas específicos durante el ciclo menstrual en vez de en probabilidades según un calendario. Dicho calendario se calcula en ciclos de 26 a 32 días en los que se considera la menstruación como punto de inicio.

¿En qué consiste el método Ogino-Knaus?

Antes de llevar a cabo este método, hemos de contabilizar durante al menos seis meses, el funcionamiento de nuestro ciclo menstrual, para tener una referencia más exacta de la duración de su ciclo.

Para determinar los días no fértiles, se resta 17 a la cifra del ciclo más corto y 13 a la más larga, ya que la ovulación suele ocurrir en el día 14 de cada periodo, pero se dan 3 días de margen por las posibles variaciones del ciclo, lo que uniendo ambas cifras 14+ 3, dan como resultado los 17 días que se descuentan.

Las cifras obtenidas se considera que son las que cuentan con mayor fertilidad, mientras que las anteriores y posteriores son de riesgo reducido.

Por ejemplo, si el ciclo más corto fuera de 24 días y el más largo de 32, esto significaría que entre los días 7 (24-17) y el día 19 (32-13) de cada periodo, la mujer tiene más posibilidades de quedarse embarazada. Por lo tanto, para evitar el embarazo, será necesario abstenerse de practicar sexo o el uso de otras prácticas sexuales (sexo oral, sexo anal, etc.) en las que no exista penetración vaginal y una posible expulsión de espermatozoides, y la “marcha atrás” no es una opción, ya que pueden expulsarse pequeñas cantidades de espermatozoides antes de una eyaculación, o, simplemente, no retirarse a tiempo.

Como método de anticoncepción natural, el método sintotérmico tiene las siguientes ventajas e inconvenientes.

Ventajas

  • No tiene efectos secundarios.
  • Para las parejas religiosas, es un método natural suele ser el único sistema anticonceptivo aceptado por su religión.

Inconvenientes

  • Índice de fracaso alto si no se sigue con la mayor precisión posible.
  • Deben ser utilizados por mujeres con ciclos menstruales regulares.
  • No previenen contra las enfermedades de transmisión sexual (ETS).
  • Las condiciones medioambientales pueden provocar cambios en el ciclo menstrual.
  • No deben emplearse en mujeres próximas a la menopausia.
  • Debe ser empleado en parejas que puedan asumir el riesgo de un embarazo no planeado.

Deja un comentario